Crónica de la visita al Museo de la Felicidad – 30 enero 2024

La felicidad es un estado emocional positivo y subjetivo, caracterizado por sensaciones de bienestar, satisfacción y alegría.

Varia de persona, en persona, y puede estar influenciada por los diferentes aspectos de la vida de cada uno de nosotros… Como las relaciones, logros personales, y la percepción del entorno.

Dicho esto.

Al adentrarte en el Museo de la Felicidad, experimentas una sensación inmediata al cruzar la puerta de la tienda fantástica. Allí, te sumerges en un ambiente repleto de elementos que despiertan una profunda alegría: desde objetos vibrantes con colores alegres y frases positivas, hasta piezas divertidas y entrañables, como los muñecos diseñados para brindar abrazos reconfortantes.

Para mí, este extraordinario concepto de Museo de la Felicidad encarna la esencia de la alegría, capturando momentos y la propia esencia de la dicha. La experiencia comienza de manera impactante al atravesar la entrada camuflada como un armario; una vez dentro, la sorpresa es asombrosa, ya que el interior está lleno de ropa blanca impregnada del delicado aroma del jazmín. La noción de una puerta de armario que revela algo intrigante cuando se desvela la respuesta agrega un toque de misterio y descubrimiento personal. Te recomiendo que explores estos armarios, donde descubrirás el regalo más preciado que la vida te ha brindado.

Conociendo y descubriendo cada una de las diferentes experiencias que te encontrarás, reirás, sonreirás, te impresionarás, bailarás, te divertirás…

Es muy interesante ver como las personas que estaban a mi alrededor, hacían gestos divertidos.

Vives experiencias con alegría, y claro que disfrutas y lo pasas genial. La conexión emocional con ciertos entornos o actividades puede contribuir significativamente al bienestar personal.

Ciertos aromas están intrínsecamente conectados a experiencias positivas, evocando sensaciones de bienestar y felicidad. En el museo, encontrarás ejemplos concretos de estos aromas que te invitarán a sumergirte en recuerdos alegres. Pero no desvelaré más detalles, sería más enriquecedor que te sumergieras por ti mismo y exploraras las esquinas, espacios y rincones del museo, descubriendo así las maravillosas sorpresas que aguardan.

Descubre este gran museo y serás durante el tiempo que estés allí, la persona más feliz del mundo. Seguro.

Con toda la felicidad que ha supuesto escribir estas líneas, os envío un abrazo cargado de felicidad para todos¡

Expresamos nuestro agradecimiento a Pablo Claver, Director del Museo de la Felicidad, por brindarnos la oportunidad de deleitarnos con esta extraordinaria experiencia.

Jacinta Giménez

ASPM MEMORIAS LA VIDA SE MIDE EN MOMENTOS MUSEO DE LA FELICIDAD 30 1 24